Entrevista psicología clínica. Diciembre 2020

Entrevista psicología clínica. Diciembre 2020

1. ¿DE QUÉ MODO ESTÁ AFECTANDO LA PANDEMIA A LA SALUD MENTAL DE LA POBLACIÓN?

Los efectos de la pandemia en la salud mental están siendo sumamente preocupantes: el aislamiento social, el miedo al contagio y el fallecimiento de familiares, personas que están perdiendo su trabajo y por lo tanto se ve afectada también su economía .

El coronavirus es un estresante psicológico significativo, además, tiene un gran impacto en todas las facetas de la vida y organización de las personas en prácticamente todos los sectores sociales y económicos del mundo.

De acuerdo con estudios realizados por expertos, el COVID-19 es una fuente importante de angustia psicológica a escala mundial.

El miedo a la enfermedad, la muerte y la incertidumbre sobre el futuro precipitan los trastornos relacionados con la ansiedad y el estrés, por ello, a escala mundial cada vez más se pide la creación y difusión de programas sólidos de detección y tratamiento de salud mental para el público en general.

2. ¿QUÉ EFECTO A NIVEL PSICOLÓGICO PUEDE PRODUCIR UNA NAVIDAD ATÍPICA COMO ESTA?

IDEAS RIGIDAS, ESTEREOTIPADAS SOBRE MUCHAS COSAS: LA MUJER DEBE DE SER PRESUMIDA, LOS HOMBRES DEBEN DE SER VALIENTES, LA PAREJA SIN HIJOS ES MENOS FAMILIA, LA NAVIDAD SIN MULTITUDES Y DERROCHE ECONÓMICO NO ES NAVIDAD………

Es cierto que para las personas mayores la Navidad puede ser un momento especialmente triste y que tal vez necesiten de más calor familiar. Los ancianos en las residencias que no puedan ir a casa de su familia se sentirán más solos, sobre todo después de tanto tiempo sin poder recibir visitas. Ese es el colectivo que más va a acusar las restricciones esta Navidad.

Para los niños es una gran oportunidad de “ver” la Navidad desde otro ángulo. Una comida o cena en familia puede ser la excusa perfecta para dedicar más tiempo de calidad a los hijos e hijas. Ellos no necesitan tanto como los adultos para disfrutar de las fiestas, les basta con sus padres y hermanos para vivir días emocionantes decorando la casa, haciendo cosas distintas. Tal vez sea la ocasión perfecta para analizar cual es la relación que tenemos con nuestros hijos e hijas. Tal vez recuerden esta “atípica” Navidad como la más divertida y especial.

A veces somo nosotros mismos los que nos ponemos los límites para ser felices aferrándonos a esquemas inamovibles , en cierto modo impuestos por la sociedad en la que vivimos. Y lo gracioso es que muchas veces nos quejamos de esas imposiciones pero cuando nos vemos obligados a modificarlas nos sentimos inseguros. ¿La Navidad se debe celebrar un solo día porque es así “por decreto”? Si no vemos a los familiares que viven lejos más que en Navidad ¿No deberíamos resolverlo buscando otros momentos, tal vez más adecuados, para mantener esos vínculos? ¿Se puede cambiar una cena multitudinaria por una excursión al monte con los primos en un contexto menos peligroso para los contagios? Porque podemos ir vestidos de Papá Noel, representar teatrillos navideños…..etc. Muchas veces nuestra propia rigidez nos impide disfrutar de la vida.

3. ES LA PREVENCIÓN EN PSICOLOGÍA UNA ASIGNATURA PENDIENTE EN ESTE PAÍS?

Absolutamente pero no solo en nuestro país sino a nivel mundial. Con el día 10 de Octubre, día mundial de la salud mental la OMS ‎ha señalado el problema crónico de la financiación del sector de la salud mental: antes de la ‎pandemia, los países destinaban menos del 2% de sus presupuestos nacionales de salud a la salud mental y ‎tenían dificultades para responder a las necesidades de sus poblaciones.‎

Una gran parte de los problemas psicológicos del adulto comienzan a gestarse en la infancia y sin embargo no se les presta la atención necesaria en esta importante etapa de la vida. La ansiedad, el estrés, las secuelas de un divorcio conflictivo, la agresividad, la falta de habilidad social ,etc. pueden pasar una alta factura si no se interviene pronto en cerebros en formación. Detectar e intervenir tempranamente es determinante respecto al pronóstico.

En el adulto un duelo sin ayuda, una hiperactividad sin diagnosticar o un cuadro de ansiedad sostenida , por ejemplo, pueden convertirse en una depresión, una toxicomanía o un Trastorno obsesivo compulsivo.

4. ¿SABE LA POBLACIÓN CÓMO PUEDE AYUDARLE LA PSICOLOGÍA?

En general se asocia al psicólogo o psicóloga como “El loquero”. Una gran parte de la población asocia a la psicología con grandes patologías como la esquizofrenia, el trastorno obsesivo-compulsivo o la depresión mayor entre otras. Pero la psicología puede ayudarnos en multitud de situaciones cotidianas como por ejemplo cuando debemos tomar una decisión importante y no somos capaces de enfrentarla. Normalmente “tiramos” de familia y amigos para pedir su consejo a la hora, por ejemplo, de dejar un trabajo que nos amarga la vida. Nuestra madre puede recomendarnos aguantar porque “más vale lo malo conocido…..”, nuestra mejor amiga nos puede decir que intentemos “pasar de todo” que lo veamos como un modo de ganar dinero para vivir y un hermano tal vez nos recomiende que dejemos el trabajo porque ya aparecerá otro. Incluso habrá quien, basándose en lo que nos conoce, nos afeará la duda considerando que “siempre abandonamos sin luchar” y que somos unos privilegiados por tener lo que tenemos. ¿A quien hacemos caso? Cada persona nos dará su opinión subjetiva basada en su propia experiencia , su esquema de valores y el concepto (personal) que tenga de nosotros. Con un psicólogo o psicóloga recibiremos ayuda para analizar la situación con datos objetivos, no nos dirá lo que debemos hacer sino que nos llevará a la reflexión y a partir de ella tomaremos una decisión. Y a veces basta con una sola sesión para ello. Por desgracia se asocia con demasiada frecuencia el trabajo del psicólogo a años de terapia tumbados en un diván hablando de nuestra infancia. A veces será necesario pero otras veces no. Además podemos elegir qué tipo de terapia es más adecuada.

Al igual que la toma de decisiones está la ayuda para enfrentar un examen, para superar el miedo al dentista, para afrontar la “salida del armario”, para romper una relación tóxica con una amiga o para desahogar nuestro sufrimiento cuando cuidamos de una madre con Alzheimer.

5. TIENES LOS ANCIANOS LOS APOYOS PSICOLOGICOS NECESARIOS TENIENDO EN CUENTA QUE HAY UNA POBLACION MAS NUMEROSA Y QUE EN EL MOMENTO ACTUAL ESTÁN AL PUNTO DE MIRA?. SOMOS CONSCIENTES DE SUS NECESIDADES?

Las personas mayores son un grupo especialmente vulnerable ante la COVID-19 y presentan un peor pronóstico . La Sección de Cardiología Geriátrica de la Sociedad Española de Cardiología y la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología destacan la importancia de determinados factores específicos de las personas mayores que influyen en este peor pronóstico, como la comorbilidad y los síndromes geriátricos, la institucionalización en residencias (relacionada, a su vez, con la comorbilidad y con factores estructurales y contextuales) y la fragilidad asociada al envejecimiento. Este último factor condiciona su pobre respuesta inmunitaria, y la disminución de la reserva funcional, que conlleva una reducción en la capacidad intrínseca y la resiliencia .

Esta vulnerabilidad frente a la COVID-19 ha llevado a la implementación de medidas preventivas más restrictivas de confinamiento para las personas mayores que para los adultos, y a la implementación de medidas intensivas de control de propagación de la infección en las residencias y alojamientos residenciales, como centros sociosanitarios o viviendas asistidas.

Los escasos estudios realizados hasta el momento ha permitido identificar datos muy limitados sobre el impacto psicosocial del confinamiento en la población adulta y mayor española, así como propuestas de estudio en modelos de intervención que podrán aportar datos relevantes para la práctica. La extrema escasez de evidencia ilustra la necesidad urgente de evaluar estas cuestiones.

Debido a su perfil de riesgo, es probable que la población de personas mayores sea de las últimas a las que se les permita abandonar el confinamiento. Con el fin de preparar este momento y en previsión de que sean necesarios más episodios de confinamiento en el futuro, es crucial generar evidencia de calidad sobre sus impactos sobre la población mayor, y las posibles intervenciones para prevenirlos, revertirlos o paliarlos.

Sin comentarios

Añadir un comentario